boicotear la PSU

Quienes llamaron a boicotear la PSU deberán hacerse responsables penal y civilmente del daño causado a miles de jóvenes

martes 07 de enero, 2020
a a a

“Esta vez no fueron encapuchados, respecto de los cuales la Justicia y la Fiscalía no pueda actuar, fueron jóvenes a cara descubierta, con nombres y apellidos, que llamaron a boicotear el proceso de admisión y que deberán hacerse responsables penal y civilmente del daño causado a miles de jóvenes”, señaló la Ministra de Educación, Marcela Cubillos.

Y agregó, “en un estado de derecho quienes llaman a boicotear e impedir el libre ejercicio de un derecho deben responder ante la Justicia, y esta vez ese llamado no lo hicieron encapuchados, tienen nombre, tienen cara, hay responsables, por tanto apoyaremos las acciones y querellas que se presenten en su contra tanto por parte del Ministerio del Interior como por grupos de apoderados que nos han contactado”.

Sin perjuicio de las responsabilidades penales, el Ministerio señaló que además hay violación a las normas y procesos que ellos mismos aceptaron cuando se inscribieron para la PSU. En el documento de Normas de la PSU se establecen claramente los derechos y deberes de los jóvenes. Y específicamente se señala que “el incumplimiento de alguno de los deberes señalados, así como toda acción que altere o impida el normal desarrollo del proceso de admisión, perjudique o pueda perjudicar a los y las participantes, infrinja la obligación de rendir las pruebas en forma personal y sin ayudas o cualquier sustracción o difusión no autorizada de todo o parte del contenido de las pruebas, significará a el o la postulante la exclusión inmediata del proceso de admisión. Sin perjuicio de lo anterior, se harán las denuncias o se ejercerán las acciones que legalmente correspondan para hacer efectiva la responsabilidad civil o penal”.

Toda prueba rendida es prueba válida

La ministra Cubillos señaló que “de acuerdo a la información entregada por el DEMRE, más de 200 mil jóvenes pudieron rendir sus pruebas a lo largo de todo Chile. Nos alegramos por ellos y queremos enfatizar que el CRUCH ha dicho claramente que toda prueba rendida es prueba válida. Para aquellos que no pudieron rendirla por violencia en sus locales, hemos pedido al DEMRE y CRUCH que comuniquen cuanto antes la forma, fecha y condiciones en que podrán rendirla”.

Respecto a aquellos jóvenes que no pudieron dar la prueba de Historia por filtración, la ministra señaló que “el DEMRE, de la Universidad de Chile, deberá hacer una completa investigación y entregar la información respecto a las causas y protocolos o resguardos que hayan fallado, hacer valer las responsabilidades y comunicar la solución que se le dará a los jóvenes afectados”.

La Ministra Cubillos aprovechó la oportunidad para señalar que “esta es, por ley, la última prueba que no es administrada por el Ministerio de Educación. El próximo proceso de admisión es el primero que estará a cargo del Gobierno, en particular de la Subsecretaría de Educación Superior”.

El sistema de admisión pasará a ser administrado por Mineduc

El Subsecretario de Educación Superior, Juan Eduardo Vargas, señaló al respecto “tenemos el mandato del Presidente, ahora que el sistema de admisión pasará a ser administrado por nosotros, de hacer los cambios que no se han hecho durante tantos años que permitan tener una prueba y un sistema de admisión más justo. Desde el año pasado hemos convocado a comités de acceso y trabajado con expertos de todo el país porque nosotros sí vamos a impulsar cambios que comenzarán a concretarse desde el proceso de admisión 2021”.

Vargas agregó que “este es un trabajo serio que hemos hecho apegados al itinerario establecido en la ley de Educación Superior aprobada durante el Gobierno anterior. En abril del año pasado convocamos a los comités técnicos de acceso para el nuevo sistema tanto en el sector técnico profesional como para el sector universitario. Hemos trabajado en conjunto desde entonces, revisando estudios y escuchando a más de una veintena expertos y organizaciones”.

Juan Eduardo Vargas, junto con valorar el trabajo del DEMRE, CRUCH y del Ministerio del Interior, que permitió a más de 200 mil jóvenes dar su prueba con normalidad, señaló que “el Ministerio de Educación tendrá la voluntad y flexibilidad para ajustar su calendario de entrega de beneficios estudiantiles a partir de la contingencia. Ningún joven se quedará fuera de los beneficios estudiantiles por lo que ha ocurrido con la PSU. Tomaremos todas las medidas necesarias una vez que todos hayan rendido la prueba”.

Brechas en el acceso a la Educación Superior

Respecto de las críticas sobre la desigualdad en el acceso a la Educación Superior, la Ministra señaló: “las brechas que existen hay que enfrentarlas desde el inicio y muchos de los que hoy critican, tienen bloqueado en el Congreso el proyecto de ley que aumenta la subvención parvularia para los niños más vulnerables y corrige las desigualdades en el acceso y calidad en educación inicial; no levantaron nunca la voz ante la destrucción por la violencia del Instituto Nacional, que por décadas permitía a jóvenes de la educación pública lograr mejores puntajes que los particulares pagados, y cuando fueron gobierno, gastaron el grueso de los recursos en Educación Superior en lugar de invertir en mejorar la calidad de educación escolar como lo estamos haciendo nosotros con programas que, por primera vez, se focalizan en las escuelas y niños con peor desempeño”.

  • Acciones judiciales en contra de quienes llamaron a boicotear la PSU

  • Acciones judiciales en contra de quienes llamaron a boicotear la PSU

  • Acciones judiciales en contra de quienes llamaron a boicotear la PSU

Etiquetas: Educación Superior, Juan Eduardo Vargas, Ministra Cubillos, PSU, Subsecretaría de Educación Superior